Se negaba a jugar voleibol y ahora es una estrella

Madeline Guillén se negaba a practicar este deporte en un comienzo, ahora es la estrella de su selección.

0
140

Al comienzo, a Madeline Guillén, originaria de República Dominicana, no le pasaba ni por la cabeza jugar voleibol, ni tampoco le entusiasmaba practicar algún otro deporte.

Sin embargo, por la petición de sus padres Ramón Guillén y Rosanna Paredes, comenzó a disputar justas de voleibol, lo que la llevó a enamorarse de este juego.

“En principio no me gustaba el voleibol, aunque la gente me decía que sería buena en ese deporte. No le puse atención.

“Con el tiempo me animé, gracias a la motivación de mis padres y de mi entrenador Antonio Guzmán, quien me motivó mucho para que incursionara en este deporte”, declaró Madeline.

Relató que comenzó a los nueve años, siendo el club Malanga el que le dio su primera oportunidad y dos años después pasó a formar parte del Proyecto de Selecciones Nacionales de Voleibol Femenino dominicano.

Actualmente, Madeline tiene 17 años y su nombre ya es sonoro en el mundo de esta disciplina.

Formó parte de la selección de la categoría sub – 17 que logró medalla de plata en la final ante Italia y además fue la máxima anotadora del certamen que reunió a 20 países del mundo.

Madeline sumó un total de 155 puntos, para quedar por encima de Ebrar Karakurt, de Turquía, y Haruna Soga, de Japón, quienes concluyeron con 139 y 138 tantos, respectivamente.

No obstante, la joven jugadora lleva un proceso de rehabilitación luego de lesionarse su rodilla izquierda en un duelo ante Eslovenia en octubre pasado.

Ante esto, la federación de voleibol de República Dominicana, ha estado atenta al proceso de Madeline, pues están concientes que es una de las jugadoras estrellas de su país.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here